domingo, 13 de agosto de 2017

Un grito de soledad

Hay un grito que desgarra todo,
uno que me paso ignorando,
ese que carcome mi pecho,
el que sale de mi desdichado corazón.

Pueden pasar los años y las vidas en si,
puede morir el mundo y la vida seria otra,
pero sé que una y mil veces volvería a vos,
es imposible borrarte de mi, aunque mucho lo intente.

Si es que debo arder por todos los pecados que cometí,
lo haría sin miedo, pero sé que jamás cambiaría uno,
ese que me arrastró a vos y dejó una marca imborrable,
esa que llevo sobre mi, con dolor pero sin arrepentimiento.

Si entre miles de millones de vidas que hay en el mundo,
entre todas esas luces, las nuestras se encontraron,
va a ser mi eterna cicatriz, esa que está tan presente en mi,
una ausencia tan presente en mi, un vacío que solo tus ojos llenaron.

Ese grito sigue ahí, no sé que hay en mi pecho, porque la vida se fue,
se fue el día te dí ese último abrazo, la última vez que te vi,
quizás algún día este dolor tan gran me abandone,
pero hoy veo muy lejano ese día, solo me queda seguir.

Seguir esa esperanza que no me hace caer, esa que conocemos,
porque sabes bien que jamás nadie te va a querer de igual manera,
nadie va a hacerte sentir como yo, la respuesta la conoces bien,
yo la sé, por eso estás acá en mi pecho y no sé si algún día te vas a ir.

martes, 1 de agosto de 2017

Las alas de tu libertad

Vivir esclavo de nuestras emociones,
perdido en esas cadenas que formamos sin buscarlo.
¿De quien dependo? ¿A quien estoy atado?
Pierdo el aire y quedo en la nada misma.

La soledad fue una fortaleza inexpungnable,
solo rota por el miedo.
Un miedo de esa misma soledad que un día me atrapo,
uno que me llevó a ser quien no era.

Aunque está en el corazón de todos,
el querer escapar de esa soledad.
Poder pasar y compartir la vida,
y cuando todo caiga alguien nos ayude a levantar.

Presos de ese miedo terminamos cayendo en una trampa,
una trampa en la que terminamos sufriendo.
Aunque eso termine cortando las alas de tu libertad,
es algo que podría encerrar más cosas.

Pero la verdad es que tampoco podemos vivir con miedo,
porque la vida encierra demasiadas cosas,
tantas buenas y tantas malas, un sin fin de emociones,
no nos privemos de la felicidad por temer.

miércoles, 28 de junio de 2017

El destello de un recuerdo

Los recuerdos pueden iluminar tu noche más oscura,
o hacerte hundir en dolores que las palabras no pueden describir.
Al igual que un amanecer, el recuerdo de tu sonrisa me ilumina,
aunque está abrazada a un recuerdo que cada día se va más y más.

Mantengo esa sonrisa atada en mi corazón y la guardé ahí adentro,
en lo profundo de mi corazón, dónde está lo bueno en mi.
No sé si haya demasiado cosas buenas en mi persona,
pero guarde ese destello de un recuerdo dónde creo está lo mejor.

Los días que pasan arrancan una parte de mi, esa que no sé si volverá,
de voy a deshaciendo de a poco, aunque intento ser fuerte.
Aunque quizás llego a un punto en que se me termina a lo que hay que aferrarme,
las dudas me carcomen, esas que me hacen creer que ya pertenezco a tu olvido.

El vacío del olvido que me arrastra tu ausencia, esa vieja tortura que no me deja en paz,
en mi soledad abracé cada momento en que la luz de persona me regaló.
Quizás deba arrancar cada sentimiento bueno y enterrarlos lejos de mi,
que el hielo me haga una armadura para no volver a sentir nunca más.

Somos simples hojas en el viento, sentenciadas a encontrarnos,
a encontrar a muchos más como nosotros, pero los especiales quizás deban estar lejos.
Quizás deba aceptar lo perdido o aferrarme esa pequeña esperanza que está en mi pecho,
aunque es tan pequeña, esa puede llevar a una vida diferente y a un futuro tan grande.

lunes, 12 de junio de 2017

Despertar

Encontrarnos no fue por nada,
el mundo siempre nos deja enojados,
nos hace sacar lo peor de nosotros,
enfrenta la paz dentro nuestro.

Pero a veces encontrás un refugio,
personas que te regalan tesoros,
sonrisas en los peores momentos,
risas cuando todo es gris.

Aunque quizás sean muchas
las cosas que nos separan,
terminan siendo más las que nos unen,
y nos hace ser quienes somos para el otro.

Despertar con la amistad de quien te entiende,
y dormir con las palabras reconfortantes.
El mundo parece un lugar menos solitario,
parece que no estamos tan solos al final.

Y al final sé que en tu gracias y locura,
pero también en tu serenidad y temple,
ahí vas a estar, de la misma manera que yo estaré,
estaré pase lo que pase.

viernes, 2 de junio de 2017

Un sueño real

Un día sentí despertarme de un sueño muy largo,
sentí que dormí toda mi vida hasta que te ví.
Nunca supe bien que era real y que era sueño,
hasta que conocí tu voz y tu mirada.

Pero al mismo tiempo esa realidad trajo algo más,
me dió un dolor que no conocía, algo nuevo.
Porque en los sueños uno está en una paz irreal,
no hay sufrimiento, no hay mal, solo esa paz distante.

Entonces ví que al despertar no era algo tan bello,
y entonces puede entender que ese despertar me dió libertad.
Una que jamás conocí hasta ese día que conocí tus ojos por primera vez,
el día que vi los colores que me regalaron tu imagen.

Me liberaste, aunque me haya hecho sufrir también tu presencia,
fue un dolor que volvería a sentir mil veces.
Volvería a él solo con volver a sentir tu mano sobre la mía,
 aceptaría mil infiernos con gusto, solo con ese segundo.

Un segundo que sería eterno, solo perdiéndome en tus ojos,
una realidad tan lejos de un sueño que nutre mi corazón.
Lo nutre de esperanza, aunque el suelo que piso desaparezca,
sé que volveré a encontrar el rumbo, ahora si lo sé.

martes, 30 de mayo de 2017

Dudas

Apresados entre tan presión, perdidos en dudas,
¿Hay que dejar todo y huir o ser fuerte y seguir?
Será que el miedo me hace caer en pedazos,
pero siempre vuelvo a juntarlos y a levantarme.

Deberémos hacer lo más difícil e ignorar lo fácil,
aferrarnos a lo más doloroso y dejar lo menos conflictivo.
No perderme entre tantas dudas y salir al futuro,
dejando atrás un pasado de tanta incertidumbre.

No sé bien que si lo hago es lo correcto,
no sé si soy la misma persona que eligió esta vida,
hay cosas dando vueltas que me hacen dudar,
cosas que sé podrían ser muy grandes en mi vida.

Entre tantas dudas al final sé que no estoy solo,
siempre hay alguien que comparte todo esto.
Alguien que me hace sentir menos solo,
y hace que la soledad se vaya muy lejos.

sábado, 27 de mayo de 2017

Vi algo diferente

No quise dar vuelta a las respuestas,
esas que supe que encontré.
Lo supe apenas al verte,
supe que había más.

No di nada de tiempo a mis pensamientos,
porque ellos me llevaron a vos de nuevo.
Una y otra vez volvía a ahí,
volvía a vos y supe que debía estar ahí.

No hizo falta demasiado tiempo para entenderlo,
supe que quizás ya te conocía.
Quizás de otra vida, quizás de otro tiempo,
quizás parte de mi te buscó por milenios.

Estuvimos ahí encerrados,
pero cada uno escapó.
La eternidad dejó de existir,
fue nada cuando te tuve enfrente.

Pude ver algo particular en vos,
algo quizás nadie jamás vio.
Vi luz, vi vida, cosas que no logro explicar,
no tengo más respuestas, ahora solo certezas.